Historia de una estrella errante.

sananda
Llevo ya varios días dándole vueltas a la cabeza pensando: “¿Por qué se tragó la Tierra a Terence Trent D’Arby?”. Para mí es uno de los pocos genios musicales que nos quedan vivos en el Planeta, y no podía ser que no escuchara nada de él en los medios. “¿Se habrá muerto también y lo nubló la Emy Winehouse???”. Hoy me he lanzado a descubrirlo.

Lo busco en la Wikipedia y me encuentro con el sopapo en la cara: tuvo una crisis existencial, y en el año 2001 se cambió de nombre. Ahora se llama “Sananda Maitreya”, y sigue vivito y coleando. “BIEN!!!”, Dios no es tan injusto. Me voy entonces a YouTube y pongo su nuevo nombre. Afortunadamente aparecen muchísimos vídeos, prácticamente todos musicales, en formato tremendamente intimista: pequeños escenarios para grandísimas actuaciones en vivo. Japón, Italia, Inglaterra, Alemania,.. debió por lo visto hasta actuar en Madrid en concierto gratis para las fiestas de San Isidro. Estoy en “shock”, no puedo creer que también hayan todavía genios errantes y anónimos sueltos por el Mundo. Todo esto me recuerda un poco al caso de Keanu Reeves en el mundo del Cine.

Quiero saber más, necesito verle hablar en alguna entrevista. “¿Por qué está actuando así?”. Me encuentro con una auténtica PERLA documental. Una entrevista en el show de Arsenio en el año 1993 en USA. La tragedia ya se estaba mascando para el “Terence Trent D’Arby” que el Mundo entero conocía. Se sincera por la preocupación de sus últimos “fracasos comerciales”,.. esas cosas que muchas veces les pasan a los Artistas cuando crean genialidades y la Opinión Pública no sabe digerirlas (..mucho menos la crítica mediática). Ahí estaba naciendo ya el nuevo “Sananda Maitreya”, el negrito tímido que hasta las niñas le pegaban en el colegio:

Hoy por lo visto vive en Italia, y sigue trabajando en lo único que nunca dejará de saber hacer: COMPONER Y TOCAR. Soul, Jazz, Rock, Pop, Psicodelia experimental,.. lo que le echen encima y él crea que le haga crecer su talento. Veo que de las experiencias malas sacó el aprendizaje bueno: ya no piensa en críticas ni en éxitos comerciales,.. ahora sólo piensa en ARTE. Aquel galancito de rastas se convirtió hoy en un intelecto de la vida. Veo su cara hinchada, ha perdido la magia comercial de su rostro, probablemente por culpa de quienes necesitan de la medicina para pisar suelo firme. Pero a cambio, ahora veo sobre todo un MÚSICO, ya importa su cara, porque ahora quienes mandan son su voz y sus manos privilegiadas intactas. Yo me alegro gigantescamente de que existan casos como el de Sananda en el Mundo, porque son los que realmente sirven de luz-guía a muchos otros talentos dormidos o emergentes que puedan existir ahora mismo perdidos por la Tierra. Si alguno de ellos se pasa alguna vez por este post y lee estas líneas, tiene aquí un buen ejemplo para saber que es bueno saber no mercantilizar el talento, y que sólo debe ser aplicado para aquellos que lo sepan disfrutar y compartir al mismo nivel que quien lo crea. Teniendo esta lección aprendida, se gana toda una vida de felicidad. A la mierda la fama.

Dejo el vídeo que lanzó a “Terence Trent D’Arby” al estrellato comercial. A lo que él años más tarde definiría así: “Terence Trent D’arby estaba muerto…vio su sufrimiento mientras fallecía en una noble muerte”.

Anuncios

2 thoughts on “Historia de una estrella errante.

  1. Gracias por la reseña. Después de varios años en los que había dejado a TTD/Sananda en el tintero, estos días estoy rescatando su música. Ha sido curioso encontrar esta entrada tan reciente hablando sobre su progreso y su talento. Este hombre ha llegado a hacer discos buenísimos, cuyos contenidos escapan a toda clasificación o etiquetado. Una mezcla de estilos que deja de ser mera mezcla y se convierte en “otra cosa”, en música viva, atemporal, llena de energía y sensibilidad, que te transporta mentalmente a otras esferas de la conciencia. “Vibrator”, uno de sus álbumes más desconocidos (el último que publicó con la discográfica antes de cambiarse de nombre, en 1995), es para mí una obra maestra tan grande, que se ha llegado a convertir en mi álbum favorito de toda época o artista. Es una andanada de creatividad alucinante. Después lanzó -ya bajo su nuevo nombre/personalidad- el fantástico y elegantísimo “WildCard”, una auténtica delicatessen para los oídos. Y por mi parte allí me quedé, hasta que ahora he vuelto a retomarle la pista. Ha compuesto un largo puñado de álbumes desde aquel lejano 2001. He escuchado varios temas y parece que ha evolucionado hacia un estilo pop/rock más convencional, teñido inevitablemente, eso sí, de sus característica seña personal. Por ahora no he encontrado nada tan interesante como los fabulosos 6 primeros discos de estudio, que figuran como joyas privilegiadas en mi colección. Animo a todo amante de la música pura y auténtica a que descubra a este canalizador. Le sorprenderá.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s