Niños soldado y periodismo indigno.

ninossoldado
Este es un tema que a mí personalmente me sensibiliza hasta la médula. Propongo al lector que haga un seguimiento de medios y análisis de las noticias que salen acerca de las niñas secuestradas para someterlas a redes de pederastia y prostitución. Ahí salen casos de monjas que roban recién nacidas, niñas secuestradas como el caso Madelaine o los rumanos de Grecia, todo es compasión y tristeza. Muy bien, eso está perfecto a la hora de concienciar. Quien haga esta búsqueda, se dará cuenta que casualmente siempre son “niñas”, y curiosamente los “niños” no aparecen por ninguna parte, o rara vez cuando se demuestra que son captados para venta de órganos u negocios de adopciones. Órale vamos con ello:

Amnistía Internacional denuncia que una cantidad estimada de 300.000 menores de edad están participando actualmente en conflictos armados, en más de 30 países en los cinco continentes del Mundo. Niños que están disparando en Siria, que están matando en Afganistán, Mali, Sudán o Birmania. Niños que son robados en esos países, pero también en el resto de países en el Mundo, incluídos España o México. Esto no es sólo de “Africa”. Niños que no aparecen en las noticias por el juego miserable que hacen los grandes grupos de comunicación al servicio de la Industria de la Guerra, que es quien les paga. Niños que son ignorados por la Opinión Pública porque simplemente no se desea que se sepan estas cosas, porque actúan como mano de obra barata para invadir, aniquilar, y luego expropiar. Éste es el “modelo de crecimiento” del Siglo 21, y esto es el “Capitalismo” en su versión más cruda y real. Muchos periodistas del Mundo callan miserablemente todo esto, dejando la dignidad de su profesión pisoteada por los suelos, y masacrando a la vez la labor de los reporteros de guerra que se juegan la vida en zonas de conflicto, en pro de una denuncia que luego nunca ve la luz pública en los noticieros. Hasta que nadie se levante contra toda esta miseria, a algunos la fiesta les está saliendo muy rentable.

Para este caso en concreto, quisiera alabar el papel necesario y oportuno que a veces hace el mundo del Cine, con películas esporádicas que a veces hacen de este drama un show, pero por lo menos conciencian a los que saben mirar “más allá” del disfrute de una tarde con palomitas. Yo personalmente empecé a sensibilizarme por este tema precisamente con una película en el año 2004, la mexicana “Voces Inocentes” que relata este drama que se produjo en los años 80 en la Guerra Civil de El Salvador. La peli está muy buena, la recomiendo, está en Youtube. Luego vino la archiconocida “Diamantes de sangre” que fue la que por un tiempo internacionalizó la causa, pero que tristemente veo con dolor que el tiempo está poniendo de nuevo las cosas en su sitio. Los intereses son maestros en esto de generar corrientes evasivas. Hace escasamente 7 meses la película “Dirty Wars” fue premiada en el Festival Sundance de Robert Redford en USA, y hoy la tenemos proyectándose en algunos cines de España. Buen momento para refrescar memorias, volver a la carga, y generar sociedades basadas en la conciencia, la responsabilidad, y el “modelo de crecimiento” constructivo. Mientras sigamos mirando a otra parte, me temo que la cifra de Amnistía Internacional seguirá creciendo para bochorno de todos. Cuando un día desaparezca el hijo de algún conocido, te acordarás de este post y lamentarás el camino perdido.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s